NBA

Los candidatos a los premios NBA

Los partidos que se jueguen ahora no contarán para los premios, así que comentamos los jugadores que optan a ser galardonados antes de la reanudación.

La NBA anunció que para otorgar los premios de la temporada solo contarán los partidos disputados hasta que se produjo la suspensión, por lo tanto, ya está todo hecho por parte de los jugadores. Estás son mis previsiones:

Sexto hombre del año

Montrezl Harrell (1994 – 2,01 m – Los Angeles Clippers)

Este duro y correcto jugador, quedó el tercero más votado la temporada pasada (el ganador fue su compañero Lou Williams), y, en mi opinión, hubiera estado bien que hubieran compartido el premio. Esta temporada, si cabe, se lo merecen más aún, sobre todo compartirlo. Sería la primera vez, pero es que ambos jugadores son los mejores desde el banquillo de toda la competición y son del mismo equipo, pocas veces visto, por no decir ninguna. Si tuviera que decantarme solo por uno, esta vez sería Harrell. Es el primero de su equipo en tapones, el tercero en rebotes y el cuarto en puntos.

Estadísticas: partidos jugados 63 (titular 2), 27,8 minutos, 18,6 puntos (65,8% t1 / 59,3% t2 / 0% t3), 7,1 rebotes, 1,7 asistencias, 0,6 robos, 1,1 tapones y 1,7 pérdidas.

Lou Williams (1986 – 1,85 m – Los Angeles Clippers)

Lou ha sido tres veces elegido Sexto Hombre de la temporada, las dos últimas temporadas seguidas, y sigue igual, revolucionando partidos con su juego escurridizo y sencillamente anotador. Cuando las “estrellas” de su equipo no anotan, anota él y si anotan, también. Es el primero de su equipo en asistencias y el tercero en puntos.

Estadísticas: partidos jugados 60 (titular 8), 29,3 minutos, 18,7 puntos (86,3% t1 / 44,2% t2 / 36,3% t3),  3,1 rebotes, 5,7 asistencias, 0,7 robos, 0,2 tapones y 2,9 pérdidas.

Dennis Schröder (1993 – 1,85 m – Oklahoma City Thunder)

El base alemán siempre ha sido más anotador que pasador, y la temporada pasada ya demostró adaptarse bien a un rol no titular (que sí tuvo dos años en Atlanta). Su velocidad le ayuda a conseguir puntos entre rivales grandes, y además está mejorando desde la línea de tres puntos. Es el segundo del equipo en asistencias y el tercero en puntos.

Estadísticas: partidos jugados 63 (titular 1), 31 minutos, 19 puntos (83,9% t1 / 51,2% t2 / 38,1% t3),  3,7 rebotes, 4,1 asistencias, 0,7 robos, 0,2 tapones y 2,5 pérdidas.


Jugador Más Mejorado

Shai Gilgeous-Alexander (1996 – 1,96 m – Oklahoma City Thunder)

Parece que el cambio de Los Angeles a Oklahoma le ha sentado bien al canadiense en su segundo año. Con una técnica muy depurada, Alexander domina muchas de la facetas del juego. Es un buen penetrador y lanzador y además tiene una gran visión de juego. Titular en todos los partidos que ha jugado esta temporada, es una de la claves del buen momento de la franquicia del medio Oeste, cuando todo el mundo les situaba lejos de los puestos de cabeza. Es el máximo anotador del equipo.

Con respecto a la temporada anterior, sus prestaciones han subido 8,6 minutos, 8,5 puntos, 3,3 rebotes, 0,2 tapones y ha mejorado los porcentajes en tiros de dos y tiros libres. Estadísticas: 35,1 minutos, 19,3 puntos (80,1% t1 / 51,1% t2 / 35,1% t3), 6,1 rebotes, 3,3 asistencias, 1,1 robos, 0,7 tapones y 1,9 pérdidas.

Trae Young (1998 – 1,85 m – Atlanta Hawks)

Desde que fuera elegido, hace dos años, con el número 5 en el draft, el texano ha sido comparado con Stephen Curry y parece que no le puede la presión. En su primera temporada en la NBA hizo unos números muy buenos y solo un jugador de otra galaxia como Doncic, le privó del título de Novato del año. Ha jugado el All-Star, es el máximo anotador y asistente del equipo, 4º y 2º de la liga, respectivamente. En su contra, las numerosas pérdidas que promedia, el que más de la competición.

Con respecto a la temporada anterior, sus prestaciones han subido 4,4 minutos, 10,5 puntos, 0,6 rebotes, 1,2 asistencias, 0,2 robos y ha mejorado los porcentajes en triples, tiros de dos y tiros libres. Estadísticas: 35,3 minutos, 29,6 puntos (86 % t1 / 50,1% t2 / 36,1% t3), 4,3 rebotes, 9,3 asistencias, 1,1 robos, 0,1 tapones y 4,8 pérdidas.

Devonte’ Graham (1995 – 1,85 m – Charlote Hortnets)

El base de Carolina del Norte es el principal candidato al título, no solo por haber mejorado en todos sus promedios de la temporada anterior sino también por las circunstancias en las que lo ha hecho. Teniendo que competir contra la gran apuesta de la franquicia, Terry Rozier, fichado de los Boston Celtics; si los Hornets no están lejos del playoff es gracias a su aportación. Es el mejor en puntos, asistencias y robos del equipo. En su contra, el pésimo porcentaje en tiros de dos.

Leer  RESUMEN SEMANAL DE LA CONFERENCIA ESTE

Con respecto a la temporada anterior, sus prestaciones han subido 20,4 minutos, 13,5 puntos, 2 rebotes, 4,9 asistencias, 0,5 robos, 0,2 tapones y ha mejorado los porcentajes en triples y tiros libres. Estadísticas: 35,1 minutos, 18,2 puntos (82% t1 / 39,7% t2 / 37,3% t3), 3,4 rebotes, 7,5 asistencias, 1,0 robos, 0,2 tapones y 2,9 pérdidas.

Bam Adebayo (1997 – 2,06 m – Miami Heat)

El pívot de la Universidad de Kentucky ha dotado al equipo de Erik Spoelstra de poderío interior. En su tercera temporada con los de Miami se ha convertido en titular indiscutible en un equipo que está cuarto en la Conferencia Este. La temporada ya mejoró un poco en todas las facetas del juego, pero en la presente ha dado el estirón, llegando a disputar el All Star y vencer en el concurso de habilidades del mismo. Es el mejor en rebotes y tapones del equipo. En su contra, el bajo porcentaje en tiros libres.

Con respecto a la temporada anterior, sus prestaciones han subido 11,1 minutos, 7,3 puntos, 3,2 rebotes, 2,9 asistencias, 0,3 robos y 0,5 tapones. Estadísticas: 34,4 minutos, 16,2 puntos (69% t1 / 57,6% t2 / 7,7% t3), 10,5 rebotes, 5,1 asistencias, 1,2 robos, 1,3 tapones y 2,8 pérdidas.


Jugador Defensivo del Año

Anthony Davis (1993 – 2,08 m – Los Angeles Lakers)

Está en plena cima individual, su juego ofensivo es igual de bueno que el defensivo, roba como un base y tapona como un pívot. En su currículum cuenta con un 1º quinteto defensivo y dos 2º quinteto defensivo.

Estadísticas: 7,1 rebotes defensivos, 1,49 robos, 2,43 tapones. Defensive Rating (4º), Defensive Win Shares (2º), Defensive Box Plus/Minus (4º).

Giannis Antetokounmpo (1994 – 2,11 m – Milwaukee Bucks)

El actual MVP y seguramente por segundo año consecutivo, también podría ser considerado el mejor defensor. Es el mejor en los ratios estadísticos de puntos recibidos con él en cancha y es el mayor reboteador defensivo.

En su currículum cuenta con un 1º quinteto defensivo y un 2º quinteto defensivo, y fue el segundo más votado para el premio la temporada pasada.

Estadísticas: 11,5 rebotes defensivos, 1,03 robos, 1,01 tapones. Defensive Rating (1º), Defensive Win Shares (1º) y Defensive Box Plus/Minus (1º).

Ben Simmons (1996 – 2,08 m – Philadelphia 76ers)

Con la estatura de un alapivot y la velocidad de un base, aprovecha su envergadura ante los bases rivales para tocar números balones, cortando pases o dando un toque por detrás del jugador. Es el líder de la liga en robos.

Estadísticas: 5,8 rebotes defensivos, 2,12 robos, 0,59 tapones. Defensive Win Shares (13º) y Defensive Box Plus/Minus (8º).

Los siguientes tres jugadores sé que no optan realmente, el primero porque es extraño que se llevara el premio porque nunca ha sido considerado tan defensivo y además estando en el mismo equipo que Antetokounmpo, se lo llevaría antes el griego. Los otros dos por el poco éxito a nivel de equipo y porque no son mediáticos, pero se merecerían alguna temporada más reconocimiento.

Brook Lopez (1988 – 2,13 m – Milwaukee Bucks)

Aunque es un pívot atípico, casi no atrapa rebotes y lanza demasiados triples, durante esta temporada ha dado un salto cualitativo en defensa; no solo pone muchos tapones, hace ayudas en defensa y no deja espacios en la zona.

Estadísticas: 3,8 rebotes defensivos, 0,70 robos, 2,44 tapones. Defensive Rating (2º), Defensive Win Shares (4º), Defensive Box Plus/Minus (3º).

Andre Drummond (1993 – 2,08 m –Cleveland Cavaliers)

El éxito colectivo es lo que le distancia de otros jugadores para ser más valorado. Un luchador incansable, lleva tres temporadas por encima de 10 rebotes defensivos y más de 1,5 robos y tapones.

Estadísticas: 10,8 rebotes defensivos, 1,91 robos, 1,63 tapones. Defensive Rating (6º), Defensive Win Shares (5º).

Hassan Whiteside (1989 – 2,13 m – Portland Trail Blazers)

Es el líder de la liga en tapones. En su currículum cuenta con un 2º quinteto defensivo.

Estadísticas: 10,2 rebotes defensivos, 0,39 robos, 3,06 tapones. Defensive Win Shares (17º).


Novato del año

Ja Morant (1999 – 1,90 m – Memphis Grizzlies)

Creo que este premio es el más claro. Williamson (1º del draft) con mejores números pero solo 19 partidos disputados, no opta al premio, por lo que Morant (2º del draft) queda como el novato que más puntos y asistencias promedia. Pero no son solo estadísticas, ha dado espectáculo, con sus mates y jugadas rápidas ha desplegado un juego vistoso.

Estadísticas: 30 minutos, 17,6 puntos (77% t1 / 51,7% t2 / 36,7% t3), 3,5 rebotes, 6,9 asistencias, 0,9 robos, 0,3 tapones y 3,2 pérdidas.

 

Daniel Galea Monreal

Estadísticas y curiosidades del baloncesto.
Autor del libro Baloncesto de película