NBA

Toronto Raptors, a un año del título

Recordamos los sucesos del primer campeonato de los canadienses.

Ha pasado un año desde aquel 13 de junio de 2019 cuando en el juego 6 de las Finales de la NBA 2019, los Toronto Raptors consiguieran su primer título de liga. Muchas cosas cambiaron desde entonces, pero recordamos algunos eventos importantes de la gesta de los canadienses.

 

Leonard, fundamental

Los Raptors tuvieron que despedirse de su mejor hombre en la duela, DeMar DeRozan, para traer a su mejor hombre en la historia de la franquicia en la NBA, sí, a Kawhi Leonard, para ganar su primer título de liga, porque sin él no se habría logrado tal cosa.

 

Todos recuerdan esa canasta sobre la bocina de Leonard frente a los Philadelphia Sixers en el juego 7 de las Semifinales de la Conferencia que catapultó al equipo a las Finales del Este, donde dieron cuenta de los Milwaukee Bucks y así avanzaron posteriormente a las Finales de la NBA.

 

Sin un jugador como Kawhi, que marca la diferencia en los momentos de apremio, seguro que Toronto se queda en semifinales. Otra muestra de lo fundamental que fue “The Claw” en la obtención del Trofeo Larry O’Brien, fueron los 22 puntos que marcó en el juego 6 en el Oracle Arena y desde luego el reconocimiento como el MVP de las Finales.

 

Hoy, Leonard ya no juega más con los Raptors, pero no hay duda de lo fundamental que fue como pieza clave del equipo campeón de la temporada 2019.

 

Rivales lesionados

Después de barrer a Portland en las Finales de la Conferencia Oeste, los Warriors de Golden State llegaban una vez más a las Finales de la NBA y en calidad de favoritos para volver a repetir título.

 

A parte del talento de Stephen Curry, Draymond Green y Kevin Durant, los californianos sumaron a DeMarcus Cousins para aumentar su poder en la pintura, sin embargo los problemas empezaron a manifestarse en el equipo; precisamente con las lesiones de hombres importantes, pues en el juego 5, con todo y que ganaron por 1 punto, perdieron a KD por un desgarro del tendón de Aquiles.

 

La serie se puso 3-2 a favor de los canadienses y para el juego 6, a pesar que los Warriors estaban en casa en el Oracle Arena y dieron un muy buen partido, perdieron a Klay Thompson por una lesión también cuando iban arriba en el marcador por tres puntos en el tercer cuarto y vivían los mejores momentos del encuentro. A partir de ahí, la quinteta se vio muy disminuida tanto anímicamente como deportivamente, por lo que Toronto pudo dar la voltereta al final en el cuarto periodo y proclamarse campeón en duela ajena.

Leer  DEVIN BOOKER ANOTÓ 70 PERO ¿FUE PARA TANTO?

 

Quizá hubiésemos visto otro escenario distinto sin las lesiones de KD y Thompson, pero eso ya no tiene sentido, aunque esos sucesos marcaron lo que hoy día es Golden State: Sin Durant en la plantilla, último en la Conferencia Oeste y eliminado para clasificar a los Playoffs.

 

El año de los españoles 

El 2019 fue el año de Marc Gasol y Serge Ibaka.

Después de pasar un tiempo mediocre en Memphis, Marc llegó a los Raptors como refuerzo de lujo para la quinteta dirigida por Sergio Scariolo y Nick Nurse. A partir de ahí su baloncesto incrementó de manera notable siendo una pieza clave para que los Raptors quedaran segundos del Este en temporada regular.

 

Ya en playoffs también se destacó en todas las series hasta llegar a las Finales de la NBA contra Golden State, donde tuvo 9 rebotes y 4 asistencias en el definitivo juego número 6. Así el ex Barcelona se unió a su hermano Pau Gasol como los únicos hermanos españoles en conseguir un anillo en la NBA.

Qué decir de Ibaka que vio consolidada su carrera en la mejor liga de baloncesto con este título. Sin su defensa, los de Ontario no hubiesen llegado tan lejos en la temporada, de eso no hay duda.

Después del título con los Toronto Raptors, Marc se unió a la Selección Española de Baloncesto para disputar la Copa Mundial de la FIBA, donde a la postre resultaría campeón también. Sin duda un gran año que quedará marcado en la memoria de todos aquellos a los que nos emociona este deporte.

Isael Castillo