NBA

Un liderato con algunas sombras

Lakers necesita dar un paso al frente, si quiere ser un firme candidato al título

Los Ángeles Lakers lideran con cierta comodidad la Conferencia Oeste con un récord de 36 victorias y 10 derrotas, superando en 3,5 partidos al segundo clasificado, Utah Jazz. A priori, todo deberían ser alegrías en Hollywood, pero nada más lejos de la realidad. Pese a que la liga regular no tiene nada que ver con los playoffs, si quieren ser un aspirante firme al titulo tienen mejorar en muchos aspectos y, sobre todo, no conceder derrotas ante rivales de entidad. Rivales con los que se acabará jugando el anillo en la postemporada.

Hay un dato bastante relevante, cuando ya hemos superado el ecuador de la temporada. El equipo dirigido por Frank Vogel no ha conseguido ganar a los grandes favoritos, al menos a la mayoría. De las 10 derrotas cosechadas hasta la fecha, seis han sido contra rivales de entidad como Los Ángeles Clippers, Milwaukee Bucks, Philadelphia 76ers, Toronto Raptors y Boston Celtics. Derrotas dolorosas porque también han sido por un resultado amplio en el que no han conseguido rendir al nivel esperar y que hace sembrar las primeras dudas en el equipo.

Todavía queda tiempo para corregir errores de cara a playoffs, pero también es cierto que necesitan conseguir el triunfo contra los rivales mas duros de ambas conferencias y dejar claro que este puede ser su año y que quieren volver a reinar en la mejor liga del mundo. Con todo esto rondando en la cabeza de la directiva angelina se prevén cambios en la plantilla, aunque puede que no se produzcan antes del cierre de mercado.

Muchos son los rumores que han salido sobre posibles movimientos antes del 6 de febrero. Casi todos tienen un factor común: Kyle Kuzma. El alero no termina de demostrar el nivel ofrecido la temporada pasada y esta inmerso en cualquier intercambio que salga en prensa. Todo ello no indica que vaya a salir. Es más, LeBron James ha salido a la palestra ante tanto rumor indicando que “tenemos suficiente por ahora”. Pese a que no zanja los rumores de posibles cambios en el roster, tampoco cierra la puerta a la posible llegada de jugadores que pueden mejorar el tiro exterior o la llegada de un base que descargue tanto trabajo en la dirección para el King. Solo el tiempo dictará sentencia y quedan pocos días para que puedan realizar algún reajuste en el roster.

Obviamente pueden ser hechos puntuales y en muchos de los casos no han dado todo lo que tenían para derrotarlos, guardando fuerzas para cuando llegue la parte importante de la temporada. Todavía no se han encendido todas las alarmas, pero Vogel debe dar un toque de atención a sus pupilos para que no se relajen y puedan demostrar que son capaces de derrotar a los mejores. Tiempo al tiempo.

Javier Arquero