NBA

Un proyecto ilusionante alrededor de LeBron James

Los Lakers afrontan una nueva temporada (la segunda con LeBron) en busca de acceder a los play-offs. Para ello, disponen de un quinteto sólido y un banquillo de garantías.

LeBron James llegó el año pasado a Los Angeles Lakers, con el objetivo de terminar con la mala racha del equipo -cinco años consecutivos sin acceder a los play-offs-. El proyecto se formó en torno a LeBron, pero presentaba un dudoso equilibrio en relación a las personalidades de algunos jugadores veteranos. Las lesiones y la falta de cohesión en el equipo tampoco ayudaron.

De esa forma, el equipo angelino terminó la temporada regular con un 37-45, bastante decepcionante. Se quedaron fuera de los play-offs, por sexto año consecutivo. LeBron, el hombre que venía de disputar nueve finales de NBA consecutivas, no pudo hacer nada. Ello también conllevó a la destitución de su entrenador, Luke Walton.

Aun así, la temporada dejó cosas positivas. También negativas. Brandon Ingram tuvo un crecimiento espectacular, yendo de menos a más en la temporada. Sin embargo, su conocida enfermedad lo cambió todo. Kyle Kuzma consiguió ser importante, a pesar de su irregularidad. Para muchos, aparte de Josh Hart, tuvo que ser él uno de los sacrificados para traer a Anthony Davis, en vez de Brandon Ingram.

El pívot JaVale McGee tuvo un gran rendimiento sobre la cancha. Su amor por el equipo y su ambición por ganar la transmitió a varios jugadores. No obstante, jugadores como Lonzo Ball decepcionaron bastante. Por suerte, su equipo lo pudo usar como una buena moneda de cambio. Stephenson y Caldwell-Pope mostraron que tienen calidad y pueden tener un buen rendimiento, pero no terminaron de convencer

Una temporada llena de ilusión

Tras otra temporada para el olvido, el equipo de Los Ángeles comienza a moldear de nuevo su proyecto. Este año, a pesar de la salida de Magic Johnson como presidente de Operaciones de Baloncesto de la franquicia, parece que se está gestionando mucho mejor que hace un año. La principal característica es el cambio de posición de LeBron, que todo parece indicar que actuará como base titular.

Rajon Rondo partía, a priori, con bastantes posibilidades de ser el base titular, pero esto le deja fuera del quinteto titular. Su rendimiento es una montaña rusa, pero hace años ganó el anillo. Por esos tiempos militaba en Boston Celtics y, precisamente, lo ganó frente a Los Lakers. El base de 33 años es ambicioso y quiere ganar el anillo con el equipo angelino. Su temporada fue positiva y podría ser, perfectamente, el sustituto de LeBron.

Leer  Los Jazz ganan el séptimo en Los Ángeles, y se enfrentarán a los temidos Warriors. Boston le gana el primero a Wizards

Un banquillo con bastante que decir

Otro de los rasgos diferenciadores con respecto a la anterior temporada se trata del banquillo. El año pasado, con la crisis de lesiones, la franquicia lo pasó realmente mal al no tener recambios de garantías. Este año es todo lo contrario. Por el momento, ya cuentan con un quinteto titular bastante sobresaliente. Además, el banquillo tiene profundidad, y muy prodigiosa.

Con un LeBron pasador, el equipo contaría con sus tiradores bien abiertos. Esta temporada se verán bastantes triples en los partidos. Anthony Davis podría facilitarle el Pick&Roll a LeBron multitud de veces durante los partidos. Esto dejaría tanto a Kuzma como a Green en zona de triple. Por otro lado, el pívot, DeMarcus Cousins, bien podría esperar el pase bajo el aro o mudarse a la zona de triple, dado su buen tiro exterior.

Quinteto de Los Lakers con LeBron de base

Todavía es pronto para hablar, pero muchos medios expertos en la NBA ya hablan de que Lakers consigan, como mínimo, 50 victorias en temporada regular. Con estas cifras, la anterior temporada habrían sido equipo de play-offs, por lo que asegurarían prácticamente su entrada en ellos. La idea de LeBron como base parece algo alocada, pero viendo sus estadísticas de temporadas anteriores no lo es tanto.

El alero de 34 años lleva promediando 8 asistencias por partido desde 2016, incluso 9 cuando disputó su última temporada en Cavaliers. La profundidad en el banquillo está asegurada. Avery Bradley será el escolta suplente. Buena defensa y muy experimentado. Ha sido elegido dos veces en el mejor quinteto defensivo. Rondo, Caruso, Cook, McGee, entre otros, son perfectamente jugadores para aportar desde el banquillo.